Receta de tortos de maíz, picadillo de chorizo, huevos fritos y queso cabrales

Estamos ante una receta 100% asturiana. Sólo nos falta la botella de sidra y la montera picona, cantar el Asturias Patria Querida y finalizar con un  ¡Puxa Asturies! Los tortos de maíz son un plato típico de los pueblos y aldeas asturianos, elaborados con harina de maíz, que venían a suplir el pan. Se preparan fácilmente, tan solo se prepara la masa y se fríen. El picadillo, puede comprarse hoy en día en cualquier sitio, aunque antiguamente, se utilizaba el que se hacía con la matanza del cerdo que proveía de carne a los pueblos asturianos. 

Receta tortos de maíz con picadillo de chorizo, huevos y queso cabrales

RECETAS

Ingredientes

Para los tortos asturianos:

  •     250 g. harina de maíz
  •     60 g. harina de trigo
  •     Una pizca de sal (unos 5 gramo aproximadamente)
  •     250 g. picadillo de chorizo o de matanza (cerdo)
  •     150 g. de queso Cabrales
  •     4 huevos
  •     Aceite de oliva virgen extra
Queso cabrales

RECETAS

Elaboración

  1.     En un bol incorporamos los ingredientes para la elaborar la masa de los tortos. En primer lugar, añadimos las harinas, la sal y el agua, y lo haremos despacio, a medida que la vamos integrando con un tenedor o una varilla.
  2.     Vamos amasando con las manos hasta conseguir una consistencia lisa y seca que se nos quedará ligeramente adherida a las manos.
  3.     Formamos bolas de pequeño tamaño, aproximadamente del tamaño de una nuez, que colocaremos entre dos plásticos de cocina para poder trabajar mejor con ellas.
  4.     Achatamos y estiramos con un rodillo.
  5.     Freímos los tortos en abundante aceite caliente. Freímos sólo por uno de los lados hasta que vemos que quedan dorados, el tiempo suele rondar los 2 o 3 minutos.
  6.     Los freiremos por los dos lados hasta que estén dorados y los reservamos en una fuente con papel de cocina para eliminar el exceso de grasa. Hay que dejar que reposen un poco para poder manipularlos. Los dejamos aparte.
  7.     Freímos los huevos a gusto de cada uno, si bien se recomienda que no queden muy hechos (la yema debe quedar líquida) para que se puedan mojar los tortos.
  8.     Freímos el picadillo en la misma sartén de los huevos y, una vez en el plato, desmenuzaremos con los dedos el queso Cabrales para servir por encima de los tortos y el picadillo.

Receta original aparecida en recetas de rechupete.com